También por las redes: cuestionan al arco opositor el HCD por no respetar a la Institución

El interbloque de la oposición del Concejo Deliberante de Posadas, exceptuando al edil Miguel Acuña, no se presentó hoy a la reunión de la Comisión de Legislación, oportunidad en la que se debían tratar tres proyectos referentes a la “Ley de Lemas”,

La citación fue para las 8.30 mediante nota enviada por el propio presidente de la Comisión el concejal Conrado Nielsen, autor de uno de los proyectos que debían tratarse, y quien tampoco asistió, generando profundo malestar tanto de los ediles del bloque del Frente Renovador como de Acuña, el único opositor al cual sus pares no le avisaron del “faltazo” que habían planificado.


A las 9.05, tras 35 minutos de espera, los concejales renovadores y el de Trabajo y Progreso decidieron firmar y retirarse evidenciando el enojo por lo que consideraron “una falta de respeto, pero no para con nosotros, sino a la Institución y a la Democracia”.

“Evidentemente, y como quedó demostrado en más de una oportunidad, sólo están interesados en el debate mediático, pero no en el análisis serio y discusión de las distintas iniciativas en su ámbito correspondiente y natural que es la Comisión, dado que ahí es donde se profundizan y perfeccionan los distintos proyectos con la responsabilidad de que no estamos por un capricho político, sino para legislar para todos los vecinos posadeños”, indicó el concejal renovador Manuel Sánchez.


“Esto sin contar la falta absoluta de respeto que significa convocar a una reunión y, a sabiendas, no asistir, sin hacer la notificación correspondiente, y es más que llamativo, que ni siquiera los autores del proyecto hayan asistido sin aviso previo, salvo por Acuña, que siendo también de la oposición sus propios pares lo dejaron a un lado”, recalcó.

En tal sentido, coincidieron los ediles Fernando Meza y Julio Vivero quienes luego de la infructuosa espera, abandonaron el recinto sosteniendo que defender las instituciones significa respetarlas, y lo que sucedió esta mañana muestra que el arco opositor va en sentido contrario, no tiene ningún interés en dar debates y trabajar dentro del Concejo, pero luego los jueves hacen largas argumentaciones con el único objetivo de figurar en los medios.