Todas las claves para comprender las elecciones en Santa Fe

La mayor participación con respecto a las PASO, el fuerte crecimiento de Perotti desde abril, los cerca de 120 mil votos que aún quedan por escrutar, el pésimo papel del massismo y la nueva conformación de la Legislatura santafesina, aspectos clave para tener en cuenta a la hora de analiza los resultados de las elecciones.

Con el 95,4% de las mesas escrutadas, las elecciones generales celebradas el domingo en la provincia de Santa Fe arrojan un triple empate técnico entre los candidatos del Frente Progresista, Cívico y Social, el PRO y el Partido Justicialista para la Victoria.

Apenas 1,44 punto porcentual separa a Miguel Lifschitz, el candidato mejor ubicado de acuerdo a los datos del escrutinio provisorio, de Omar Perotti que aparece en tercer lugar.

Aquí las claves para comprender la reñida elección disputada en Santa Fe.

¿Cuál es el resultado que arrojó el escrutinio provisorio?

Con el 95,45% de las mesas escrutadas Miguel Lifschitz (FPCyS) se impone con el 30,69% de los votos, seguido de Miguel Del Sel (PRO) con el 30,58% y Omar Perotti (Partido Justicialista para la Victoria) que obtuvo el 29,25% de los sufragios.

¿Puede considerarse concluida la elección?

Con el 4,55% de los votos todavía por escrutar ninguno de los tres candidatos está en condiciones de adjudicarse la victoria ya que se trata de un triple empate técnico. En total 26.196 votos separan al primero del tercero y todavía quedan 117.430 votos por escrutar.

¿Cuándo se conocerá el resultado del comicio?

El próximo miércoles comienza el escrutinio definitivo y podría demorar hasta dos semanas.

¿Cómo le fue a cada uno de los tres principales candidatos con respecto a las PASO de abril pasado?

Los tres espacios políticos sumaron votos con respecto a las PASO. Sin embargo el que más terreno ganó entre el 19 de abril y el domingo pasado fue el Partido Justicialista para la Victoria. Miguel Lifschitz logró retener sus votos y los de Mario Barletta (con quien había disputado las PASO) y sumar otros 82.547 votos. Del Sel, que no dirimió su candidatura en internas obtuvo 74.946 votos más que en las PASO. Mientras que Omar Perotti fue quien más sumó en los últimos dos meses al incorporar 205.030 nuevos votos a su candidatura.

¿Cuál es la clave en el resultado de ayer?

La mayor participación popular. El resultado de las PASO había arrojado un empate técnico entre Lifschitz y Del Sel. Frente a este escenario de virtual ballotage (en una provincia en que no hay segunda vuelta) los electores evaluaron que cada voto era decisivo para torcer el rumbo de la elección. Así la participación popular entre las PASO y las elecciones generales creció notablemente desde el exiguo 66% registrado en abril pasado y la afluencia del 76,37% del electorado experimentada anoche.

¿Cuál fue la clave para que Lifschitz pudiera remontar la diferencia que lo separaba de Del Sel?

El escrutinio provisorio demostró que el socialismo es más fuerte en Rosario, la ciudad más populosa de Santa Fe que en el resto de la provincia. A medida que avanzaba el recuento de los votos y que los resultados de las mesas de Rosario comenzaban a contabilizarse Lifschitz fue recortando la ventaja inicial que obtenía Del Sel hasta que finalmente logró superarlo, aunque por una mínima diferencia de 0,11 punto porcentual. El peso del socialismo en Rosario quedó evidenciado con el triunfo de Mónica Fein en la carrera por la intendencia donde se impuso por más de dos puntos a la candidata del PRO, Anita Martínez.

¿Cómo queda la cámara de Diputados provincial con la que gobernará quien resulte finalmente electo mandatario?

El saliente gobernador Antonio Bonfatti se impuso holgadamente en la categoría Diputados con el 40.54% de los votos. De acuerdo a la Constitución santafesina, la fuerza que se impone en la categoría Diputados se queda con 28 de las 50 bancas en juego, por lo que el FPCyS será la bancada mayoritaria durante el período de gobierno 2015-2019

¿Cómo le fue al massismo en las elecciones?

Santa Fe, una provincia clave de cara a la carrera presidencial debido a su peso en el padrón general, le dio la espalda al Frente Renovador. Su candidato, Oscar “Cachi” Martínez, obtuvo apenas el 3,68% de los votos, apenas un 1,35 punto porcentual más que el candidato del Frente de Izquierda y los Trabajadores (FIT), Octavio Crivaro.

 

Fuente MinutoUno.