Sancionarán marco legal para protección del paisaje misionero

Las comisiones de Recursos Naturales y de Presupuesto emitieron dictamen para el proyecto de ley que apunta a la protección, gestión y ordenación de los paisajes de Misiones, con el fin de preservar sus valores naturales, culturales, sociales y económicos, con miras al desarrollo sostenible.carlos_rovira-10092010La iniciativa fue presentada por el presidente de la Cámara de Representantes, Carlos Rovira.Con la medida, el autor busca favorecer la evolución armónica del paisaje de acuerdo con los conceptos de utilización racional del territorio, de desarrollo urbanístico sostenible y funcionalidad de los ecosistemas; preservar mediante medidas protectoras del paisaje, el derecho de los habitantes de Misiones a vivir en un entorno culturalmente significativo, y promover la colaboración de la iniciativa pública y privada en el impulso de las actuaciones, la adopción de instrumentos y la toma de decisiones en este marco.

El legislador pretende -asimismo- impulsar la participación en las políticas de paisaje de los agentes sociales, profesionales y económicos, especialmente de los colegios profesionales, asociaciones de defensa de la naturaleza, universidades y representantes de las organizaciones empresariales y sindicales vinculadas con la actividad turística provincial, en tanto hace un fuerte hincapié en fomentar la formación y educación sobre la materia.

De ser sancionado el dictamen, el Estado deberá integrar la consideración del paisaje en las políticas de ordenación territorial y urbanística, agrícola, forestal, ganadera, de infraestructuras, cultural, social, económica, industrial, turística y comercial, y cualquier otra política sectorial con incidencia directa o indirecta.

“El paisaje es una realidad estética que existe objetivamente y se percibe espiritual y subjetivamente. Misiones es bella por su naturaleza, al punto que la denominamos la hermosa”, expresa Rovira en los fundamentos de su proyecto.

Destaca que “así como protegemos en museos los bienes culturales de valor estético o histórico, tenemos el imperativo ético de proteger la incomparable belleza de nuestra tierra. De allí esta modesta propuesta de legislar sobre un tema que por conocido pasa desapercibido. El paisaje puede degradarse también por la acción humana, y como se trata de un bien colectivo, corresponde a todos su defensa”.

“De ninguna manera debe entenderse que proponemos poner obstáculos al cambio ni detener una evolución de crecimiento de la sociedad, manifestada en obras de infraestructuras urbanas y periurbanas, de rutas y de emprendimientos económicos. Lo que proponemos es la racionalidad de los mismos, de forma tal que preserven al máximo posible la calidad estética del paisaje misionero”, explica.

Mejora paisajística
Entre los puntos destacados, este proyecto generaría el marco normativo para la mejora paisajística de las periferias y de las vías de acceso a las ciudades y pueblos, así como la eliminación, reducción y traslado de los elementos, usos y actividades que las degradan; el mantenimiento, mejoramiento y restauración de los paisajes urbanos, rurales, forestales y fluviales; la elaboración de proyectos de integración paisajística de áreas con actividades industriales y comerciales, y la promoción de acciones privadas turísticas dirigidas a proteger, mantener, restaurar o mejorar el paisaje con obras adecuadas a estos fines.

Propone además la creación de “catálogos del paisaje”, que incluirían el inventario de los valores paisajísticos presentes en la provincia; el señalamiento de los principales recorridos y espacios desde los que se percibe el paisaje; la definición de los objetivos de calidad para cada unidad de paisaje, que expresen las aspiraciones de la comunidad en cuanto a las características paisajísticas de su entorno, y la propuesta de medidas y acciones necesarias para alcanzar los objetivos de “calidad paisajística”.

La iniciativa apunta al Ministerio de Ecología como autoridad de aplicación, cuyas resoluciones deberán contar la participación activa de los municipios. Incluye también la creación de un “fondo del paisaje”, con miras asegurar la financiación de las acciones.

Finalmente, Rovira pretende que sean consideradas de interés provincial la “preservación del paisaje y las acciones que pueda desarrollar el Estado provincial para la realización del objeto de esta ley”.