COVID-19 / Misiones | Tercera víctima fatal del geriátrico infectado de Oberá; siguen allí diez personas contagiadas y cuatro sanas

El geriátrico conocido como “El Remanso”, de Oberá, tiene un brote de coronavirus desde hace poco más de diez días, con 16 contagios y tres desenlaces fatales, dos de ellos en la misma residencia. Trece de los contagiados son residentes y tres cuidadoras. La situación se conoció el sábado 16, cuando se descompensó una mujer y fue llevada al Hospital, donde dio positivo COVID-19. De ahí en más, la situación se agravó: esa paciente murió el martes en el hospital, el mismo día que se testeó al resto de la población de la residencia, y otros dos decesos (no llegaron al hospital) se produjeron el sábado 23 y domingo 24.

La Residencia “El Remanso” no está registrada en la Dirección de Gerontología de Misiones ni en el Ministerio de Desarrollo Social, obligación contemplada en la legislación vigente desde hace más de 16 años. Situaciones análogas se repiten a lo largo y a lo ancho de Misiones, donde funcionan instituciones de este tipo solo con habilitaciones municipales, contraviniendo expresas normas sobre el particular.

Una residente de 87 años es la tercera víctima fatal en los últimos cinco días.

Al igual que la residente de 80 años que falleció el sábado, permanecía en la residencia geriátrica con soporte de oxígeno.

La primera de las tres residentes fallecidas, oriunda Panambí, murió el martes 19/01 en el Hospital Samic de Oberá.

El domingo 25 fue trasladado al SAMIC otro adulto mayor con fiebre alta.

Al momento del brote, en el geriátrico había 17 internos y tres cuidadoras, todos los cuales testeados con el siguiente resultado: 13 residentes y las tres ciudadoras positivos COVID-19 y cuatro residentes, negativos.

Con el resultado en mano, todos aislados preventivamente, se armaron dos burbujas internas: en una, los sanos, y en la otra los contagiados, excepto una cuidadora que salió de franco y al ser notificada del test quedó aislada en su domicilio.

Del total de residentes contagiados, tres fallecieron y otro está internado, de manera que en la residencia quedan nueve contagiados y cuatro sanos.

De las tres cuidadoras infectadas, queda solo una, pues otra comenzó con síntomas y el criterio médico fue que se aislara en domicilio.

Según publican medios locales, pues Salud Pública no ha informado sobre este caso en especial, se está realizando seguimiento diario de los residentes y el personal del geriátrico, previéndose que una empresa de limpieza realice la desinfección del predio.

Durante la semana estaría previsto un segundo testeo a los cuatro residentes que no estaban contagiados y estaban en su propia burbuja.