COVID-19: Veinte contagiados en ocho días en Misiones; entre los últimos cuatro, un bebé de 3 meses

Por segundo día consecutivo se notificaron cuatro casos positivos de COVID-19 en Misiones; Iguazú se incluye con un nuevo contagiado y Posadas suma tres más a los de las últimas jornadas. En solo ocho días se contabilizan 20 infectados, llegando en la actualidad a 91 casos, con 69 recuperados y tres fallecidos. El número de pacientes activos ahora es de19, dos de ellos internados. Entre los contagiados de Posadas hay un bebé de tres meses de edad. Son 1.746 las personas en aislamiento domiciliario bajo seguimiento.

Casos nuevos confirmados: 4
1/4 – Paciente sexo femenino, 39 años de edad. Nexo epidemiológico establecido, con contacto estrecho con caso confirmado. Aislamiento domiciliario bajo medidas de bioseguridad. Puerto Iguazú.
2/4 – Paciente sexo masculino, 41 años de edad. Personal esencial. Nexo epidemiológico establecido. Aislamiento. Posadas.
3/4 – Paciente sexo femenino, 34 años de edad. Nexo epidemiológico establecido. Familiar del paciente sexo masculino de 41 años. Aislamiento domiciliario bajo medidas de bioseguridad. Posadas.
4/4 – Paciente sexo masculino, 3 meses de edad. Nexo epidemiológico establecido familiar de pacientes sexo masculino 41 años y sexo femenino de 34 años de edad. Internado. Posadas.

Fiestas clandestinas

Aún con este panorama preocupante, en una provincia que no se maneja con fases, sino con “responsabilidad social” y “focalización de actividades”, la Policía tiene ardua tarea controlando y desbaratando reuniones festivas clandestinas en varios puntos de la provincia, a los que no escapa la capital provincial.

Uno de los tantos casos se verificó en la medianoche del sábado 26/09, cuando la Policía interrumpió una concurrida fiesta en jurisdicción de El Soberbio, al norte, sobre la costa del río Uruguay, donde unas 100 personas participaban en un cumpleaños de 15.

Ante la presencia policial la mayoría huyó hacia la zona de campo, pudiendo ser identificados apenas algunos asistentes, verificándose la presencia de unos 20 menores de edad. Los pocos que no corrieron, tras dialogar con los policías, se retiraron del lugar sin poner reparos.
Este tipo de situaciones se repite en toda la geografía provincial y no todos los episodios terminan de forma amable, pues el exceso de consumo de alcohol incluye también actos violentos contra quienes tienen la obligación de actuar en estos casos, que inevitablemente cierran los procedimientos con algunas detenciones.